*

La polémica sobre la identidad falsa del nuevo Editor en Jefe de Marvel Comics

30 NOV 2017 / Comics

La polémica sobre la identidad falsa del nuevo Editor en Jefe de Marvel Comics

A mediados de la década pasada, C.B. Cebulski utilizó el pseudónimo de Akira Yoshida e inclusive dio entrevistas para validar a una persona que no existía.


C.B. Cebulski fue elegido recientemente como el nuevo Editor en Jefe de Marvel Comics. Su elección fue vista como un intento por reforzar las relaciones creativas al interior de la editorial, no solo porque Cebulksi se encargó en el pasado de reclutar talento, sino que también porque varios notables artistas se han alejado de la compañía en el último tiempo.

Además, su designación en el cargo además fue vista como una posibilidad para incluir nuevas voces y perspectivas, ya que el ejecutivo tuvo una basta experiencia expandiendo a Marvel en el mercado asiático.

Pero su arribo a la cabecera de Marvel confirmó un rumor y destapó una polémica: por alrededor de un año, Cebulski escribió para Marvel haciéndose pasar por “Akira Yoshida“, un escritor japonés.

En declaración a Bleeding Cool, Cebulski reconoció la situación, admitiendo que pretendió ser otra persona debido a su deseo de alejarse de sus funciones de editor para experimentar el trabajo de escritor.

Paré de escribir bajo el seudónimo de Akira Yoshida después de casi un año. No era algo transparente, pero me enseñó mucho sobre escribir, comunicación y la presión. Era joven e ingenuo y tenía mucho por aprender. Todo esto es historia vieja que ya ha sido abordada y ahora como nuevo Editor en Jefe voy vuelta la página y estoy entusiasmado con compartir todas mis experiencias con el nuevo talento alrededor del mundo“, aseguró.

Según Cebulski, la identidad de Yoshida surgió como idea para entregar propuestas a otras editoriales, como Dark Horse, y fue su trabajo en Darkstalkers para la compañía Dreamwave lo que le permitió captar la atención de un editor de Marvel que lo contrató meses después de que Cebulski ya había comenzado a trabajar para la misma editorial. Pero en Marvel tenían un reglamento para impedir que su staff pudiese escribir cómics, para prevenir que eso fuese visto como un trato desigual y existían exigentes parámetros para permitirlo.

Quizás lo más polémica radica en el hecho de que Cebulski llegó a dar entrevistas como Akira Yoshida, inventando todo un historial para este seudónimo, pasando gato por liebre al asegurar que comenzó a amar los cómics gracias a los mangas que leía y que aprendió inglés gracias a los cómics estadounidenses que le compraba su padre. La polémica se porque se validó una voz como japonesa inexistente, que se hizo cargo de cómics como Wolverine: Soultaker, X-Men: Kitty Pryde- Shadow & Flame, X-Men: Age of Apocalypse, Thor: Son of Asgard y X-Men/Fantastic Four, en vez de dar espacio a gente real.

Obviamente la apropiación no sienta bien, más allá de que Cebulski haya reconocido todo hace tiempo a la compañía o que inclusive se trate de alguien que vivió en Japón.

En Marvel se negaron a entrar un comunicado al respecto, pero Sana Amanat, directora de contenidos de Marvel, lo defendió en conversación con Channel NewsAsia, asegurando que es una persona con “mente global” que “entiende” el mundo de Japón y su cultura. “Creo que el escribiendo, por el tiempo que fuese, era él intentando ser un escritor más que cualquier otra cosa”, aseguró.

Pero toda esta polémica dio pie para que en Twitter se usase el hashtag #ActualAsianComicWriters para destacar a verdaderos escritores de origen oriental, como el legendario Larry Hama (G.I. Joe) o creadores más contemporáneos como Marjorie Liu, responsable de escribir el elogiado cómic Montress, o Brian Lee O’Malley, creador de Scott Pilgrim.

Seguir leyendo