*

La sutil referencia a los cómics en la última escena de Infinity War

11 OCT 2018 / Cine

La sutil referencia a los cómics en la última escena de Infinity War

En el cierre de la película el Titán Loco descansa luego de borrar de la existencia a la mitad del universo y junto a su choza se ve un elemento familiar.


Probablemente, si no estaban muy ocupados llorando, notaron que al final de Avengers: Infinity War, luego de su infame chasquido, Thanos se retira a un hermoso planeta donde se dedica a mirar la puesta de sol.

En esa escena se aprecia que el Titán Loco dejó su armadura en una especie de espantapájaros que sirve como maniquí, indicando de algún modo que por el momento no entrará en ninguna batalla.

 Dicho maniquí, que bien pudo pasar desapercibido entre todos los eventos del final de la película, es una referencia directa a un importante momento de Thanos en los cómics de Marvel.

En las páginas de El Guantelete Del Infinito de Jim Starlin, George Pérez y Ron Lim, el Titán Loco se retira a vivir en soledad a un planeta aislado tras fingir su propia muerte.

Allí, el Thanos despliega su clásica armadura en un espantapájaros, el cual Adam Warlock y compañía encuentran cuando llegan al planeta en busca del villano luego de revertir el chasquido y tomar posesión del guantelete.

Pero para Thanos el espantapájaros no era solo un maniquí para su armadura, sino que también era un compañero de conversaciones. Sí, Thanos hablaba con el espantapájaros, por algo le dicen el Titán Loco.

Si bien la aparición del espantapájaros en la película es un detalle notable, es probable que no veamos a Thanos conversando largamente con el espantapájaros, ya que inevitablemente en Avengers 4 el Titán tendrá que enfrentarse nuevamente a los héroes más poderosos de la Tierra.

Seguir leyendo