*

La controversia por las “malas reseñas” de Capitana Marvel en Rotten Tomatoes es una polémica inventada

24 FEB 2019 / Cine

La controversia por las “malas reseñas” de Capitana Marvel en Rotten Tomatoes es una polémica inventada

La película de Marvel Studios fue bombardeada en el popular portal por parte de personas que simplemente no la han visto.


Durante esta semana explotó una discusión que en los últimos años se ha convertido en un tema cada vez más habitual cortesía de las cruzadas de diversos fandoms.

Aunque la película no ha sido estrenada, y solo han surgido algunas primeras impresiones en Twitter a partir de las primeras funciones de prensa, Capitana Marvel fue bombardeada con “críticas negativas” por parte de la audiencia en Rotten Tomatoes.

Portales como Comic Book Resources llegaron a publicar que la calificación de la audiencia era la peor de un producto del MCU, ya que solo alcanzaba a un 45%. The Incredible Hulk, por su parte, cuenta con un 70% de recepción favorable.

Nada de eso importa, ya que esta polémica inventada no representa nada.

No solo la cifra en cuestión solo involucra al porcentaje de personas que supuestamente querría ver en el cine a lo próximo de la compañía liderada por Kevin Feige, sino que además los trolls han actuado así por décadas. Ahora el tema solo cobra vigencia porque involucra a Marvel Studios.

Antes de que Rotten Tomatoes se instalara como el lugar para verificar la recepción de una película, existían las notas de la Internet Movie Database (IMDB). En dicho portal, la audiencia puede calificar cada película, serie y videojuego, generando un foro público que se convirtió por mucho tiempo en la vara de medición a tener en cuenta.

Mucha gente revisaba ese sitio, y muchos siguen haciéndolo, para constatar qué películas ver. También otros, un poco más equivocados, revisan las notas que tienen las películas en dicho portal, para decidir si algo merece o no ser visto. Si una película tenía una buena nota en IMDB, entonces debía ser buena. Esa era la idea reinante.

Pero como suele suceder, la popularidad de la IMDB prostituyó el sistema de notas, con películas que fueron bombardeadas con la más baja calificación solo para favorecer a que otras tuviesen una mejor calificación en el ránking general.

Aquella situación explotó con el estreno de The Dark Knight, que estuvo a punto de destronar del primer lugar a El Padrino, y luego generó la disputa sin fin por el primer lugar entre la saga criminal de Francis Ford Coppola con la popular historia carcelaria de Shawshank Redemption, que actualmente está en lo más alto del top de las 250 películas mejores calificadas.

Antes de sus estrenos, mereciéndolo o no, las películas de Twilight fueron bombardeadas con unos, mientras que fandoms una y otra vez siguen entregando malas calificaciones solo para elevar a las banderas que defienden. ¿Te gusta Marvel? Entonces dale la mala nota a DC y viceversa.

Ahora supuestamente el tema de Capitana Marvel cobraría relevancia porque muchas de las críticas apuntan en Rotten Tomatoes en contra de su aura de feminismo, con los propios fans de Marvel atacándola, muy en la línea de lo que sucede hoy con todo lo que involucra a Star Wars. Pero, repito, nada de eso tiene importancia.

Darle la relevancia que se le da actualmente a las “reseñas de la audiencia” no tiene sentido, ya que las notas, porcentajes o deditos arriba pierden todo sentido cuando existe un componente de fanatismo involucrado, ya sea a favor o en contra de una producción.

Más aún, la clave de todo es que ni siquiera hay que ver una producción para valorar negativa o positivamente a una película en un sitio de Internet como IMDB o RT. ¿Por qué le dan importancia a la nota de la audiencia si, mira tú, la audiencia aún no ha visto la película en cuestión?

De ser así, ¿por qué nadie está publicando que Avengers: Endgame tiene un 99% de parte de la audiencia en RT? ¿No debiese ser entonces con esa calificación ser anticipada como la mejor película de la historia? Cada loco, al final, con su tema.

A la larga, a lo único que aportan este tipo de polémicas, es a que las películas se mantengan la discusión permanente antes del estreno. Y ese es un tema que no le molesta para nada a Marvel Studios.

Seguir leyendo