*

DC Comics revivió y mató de inmediato a unos de sus villanos más icónicos

20 ABR 2017 / Comics

DC Comics revivió y mató de inmediato a unos de sus villanos más icónicos

En Batman #21 comenzó la historia de "El Botón", un nuevo pie para la inevitable inclusión de los personajes de Watchmen en el universo DC.


Tal como estaba anunciado, Batman #21 marcó el inicio de un nuevo arco argumental que forma parte del misterio central que ha marcado a DC Comics desde el inicio de su etapa Rebirth y que tiene directa inclusión que la editorial hará con los personajes de Watchmen en su universo central de superhéroes.

La historia de “El Botón” toma así como eje la investigación sobre el “ensangrentado smiley” descubierto por el hombre murciélago en la Baticueva, y que claramente hace referencia al botón de El Comediante que marca el inicio del clásico cómic de Alan Moore y Dave Gibbons, generando una historia que además tiene conexiones con el evento Flashpoint. El reinicio que dio pie a la etapa “Nuevos 52”, que modificó la historia de gran parte de los personajes DC y que ahora, según está estableciendo esta nueva historia, fue influenciada por un poder superior que arrebató 10 años del universo y está jugando con el tiempo. Un poder azulado.

Spoilers de Batman #21 a continuación.

El inicio de la historia de El Botón está marcada por dos puntos. En primer lugar, la aparición del Batman de Flashpoint, Thomas Wayne.

La interacción entre el botón de smiley y la máscara del Psico-Pirata, un antiguo villano de DC Comics que era el único personaje que recordaba la Crisis en las Tierras Infinitas y la existencia del multiverso, permite que el hombre murciélago de esa existencia eliminada aparezca brevemente frente a su hijo Bruce. El mismo al que le dejó una carta que marcó el fin de Flashpoint.

El otro punto importante radica en la aparición del Flash Reverso, el clásico enemigo de Barry Allen, que hace acto de presencia para cobrar venganza de Thomas Wayne y su muerte en Flashpoint.

Y desde el comienzo el número está marcado por una advertencia: Saturn Girl, del clásico equipo de la Legión del Futuro, arrancada del futuro para estar encerrada en el Asilo Arkham, advierte que el partido de hockey que se disputa en medio de este número, marca una muerte. Una que Superman no puede impedir.

De ahí que ante la aparición de un poder superior como el del Flash Reverso, la gran duda es cómo se las ingeniará Batman para sobrevivir, pues bien sabemos que el murciélago siempre está preparado para todo.

De este modo, la pelea entre Batman y el Flash Reverso se lleva a cabo durante un minuto, ya que eso es lo que tardará Barry en llegar hasta la Baticueva, lo que es tiempo suficiente para que Eobard le de una verdadera paliza a un Bruce que de todas formas no da pie atrás.

Aún cuando Bruce logra dañar al Flash Reverso, este se hace del botón, lo que genera un escenario al más puro estilo de Indiana Jones y La Última Cruzada. La búsqueda de un poder superior lleva a que Eobard Thawne sea reducido a cenizas, mientras una energía superior le demuestra que hay poderes que no hay que presenciar.

Fuiste bueno por ahora Flash Reverso, pero obviamente en DC Comics quieren seguir haciendo guiños a la inminente aparición del Doctor Manhattan.

Seguir leyendo