*

Adiós a James Ellsworth: El fin de la era sin cuello

15 NOV 2017 / Wrestling

Adiós a James Ellsworth: El fin de la era sin cuello

La WWE confirmó el despido de James Ellsworth, un jobber que el público convirtió en estrella pero que ahora ya nadie sabía qué hacer con él


Finalmente la extraña historia de James Ellsworth como parte del roster principal de la WWE llegó a su fin, cuando la compañía anunció que no renovará su contrato de un año, dejando libre a una de las superestrellas más extrañas que han pasado por el ring de la WWE.

Ellsworth comenzó su ruta en la WWE como un jobber más, un luchador local contratado sólo para ser destrozado en cosa de segundos por Braun Strowman. En esa época, cada semana Strowman se encargaba de masacrar a algún pobre luchador. Y Ellsworth no fue la excepción.

Pero fue su actitud frente a Strowman, su apariencia sin cuello y su ya mítica frase de “mientras tenga dos manos siempre hay chances de ganar” que convirtieron a Ellsworth en un meme, en una celebridad de internet y un ícono que el Universo de la WWE comenzó a pedir a la fuerza.

Así fue como terminó siendo contratado para Smackdown Live, donde incluso tuvo una pelea titular contra AJ Styles. En más de una ocasión.

Obviamente siempre perdió.

Luego, se convirtió en el novio/manager de Carmella, rol que mantuvo hasta esta semana, cuando su despido fue confirmado por la compañía.

Pero Ellsworth no se fue sin volver a hacer algo de historia, ya que la semana pasada tuvo un encuentro contra Becky Lynch, una lucha mixta que no se veía desde hace años en el cuadrilátero de la WWE. Match que obviamente Ellsworth perdió.

Y es que mantener con vida a un personaje hecho solo para perder y que terminaba restándole méritos a la señorita Money in The Bank no era lo mejor para los negocios. Ellsworth tuvo sus más que merecidos 15 minutos de fama, pero ahora es tiempo de devolverle el foco de atención a los talentosos.

Seguir leyendo