*

El próximo juego de Diablo será para dispositivos móviles

2 NOV 2018 / Videojuegos

El próximo juego de Diablo será para dispositivos móviles

Blizzard anunció Diablo Immortal, la nueva entrega de la franquicia, que estará disponible para aparatos con iOS o Android.


Blizzard finalmente presentó la próxima entrega de su popular juego Diablo. En el marco de la Blizzcon la compañía anunció Diablo Immortal, un nuevo juego en línea multijugador para dispositivos móviles con Android o iOS.

Este juego marcará la llegada de Diablo a los dispositivos móviles y contará con versiones personalizables de: Barbarian, Crusader, Demon Hunter, Monk, Necromancer y Wizard; todas clases que se presentarán con nuevos poderes y habilidades.

Diablo Immortal tomará lugar entre el final de Diablo II: Lord of Destruction y el comienzo de Diablo III.

“A la cabeza de la invasión de Sanctuary se encuentra el demonio conocido como Skarn, Heraldo del Terror, el teniente más poderoso de Diablo, que ahora reúne a un nuevo ejército demoníaco. Skarn tiene la intención de reunir los fragmentos del corrompido Worldstone y usarlos para resucitar a Diablo”, explica la descripción de los desarrolladores.

Blizzard promete que Diablo Immortal “presentará regularmente nuevas historias, nuevas clases de personajes jugables, nuevos botines y desafíos completamente nuevos” para que los jugadores experimenten con sus amigos o en solitario, ya que ambas opciones estarán disponibles.

“Diablo Immortal toma el oscuro mundo de fantasía gótica de Sanctuary y el inimitable juego de Diablo, y lo lleva a tu bolsillo”, dijo J. Allen Brack, presidente de Blizzard Entertainment. “Con su increíble pasión por Diablo y su probada experiencia móvil, el equipo de desarrollo ha generado un juego móvil ultra sensible y asombrosamente bello. No podemos esperar a que los jugadores pongan manos a la obra”.

Diablo Immortal es co-desarrollado por Blizzard Entertainment y NetEase, y promete que el cambio de PC o consola a pantalla táctil no será un problema para los jugadores.

Seguir leyendo