*

El camisetero freak de este fin de semana en el fútbol chileno

30 OCT 2017 / Deportes

El camisetero freak de este fin de semana en el fútbol chileno

Como pocas veces, la reciente fecha tanto de Primera División como de Primera B dejó numerosas joyas asociadas a la indumentaria de los equipos, que a la vez recuerdan historias pasadas. A continuación, el recuento de ellas.

En el mes del cáncer de mama, Everton ya quiso entregar su mensaje de solidaridad hace unas semanas. En el duelo ante Curicó Unido, que terminó igualado 1-1, la idea era que los viñamarinos jugaran de rosado. Sin embargo, la utilería de los curicanos no consideró un uniforme alternativo que pudiera contrastar con la nueva camiseta ruletera. Así, el Ever debió resignarse y jugar con su indumentaria tradicional llena de auspiciadores.

Pero este fin de semana, el elenco de Pablo “Vitamina” Sánchez sí pudo estrenar su especial camiseta. Y se podría decir que sirvió de cábala pues derrotaron 2-1 a Universidad de Concepción.

Aplausos para el Ever por el gesto.

El anterior, sin embargo, no fue el acontecimiento más peculiar sucedido este fin de semana. El episodio más curioso ocurrió en Talca. Se enfrentaron el local Rangers y la visita Cobreloa. A la cancha, los rojinegros salieron de rojinegro mientras que los naranjas salieron… de negro aunque con short y medias naranjas. Desde la grada (porque Mouse sí va al estadio), la cosa se veía más o menos así.

Los rojinegros de rojinegro…

Con la pelota en juego, el negro de los rojinegros con el negro de los naranjas se convirtió en un verdadero parto para los ojos que llegamos al Fiscal talquino. Y se debe tomar en cuenta que de noche todos los gatos son negros…

Por esta razón, en el entretiempo el árbitro Omar Oporto golpeó la mesa y obligó a que se llegara a una solución. Y esta rápidamente se consiguió pues el siempre listo utilero de Rangers cambió rápidamente la indumentaria para que el contraste se viera clarito. O sea, pasamos a esto.

Rangers de blanco

En todo caso, estos cambios de camiseta en el entretiempo no son nuevos en el fútbol chileno. En el Apertura 2009, Everton recibió a Universidad de Chile en el Sausalito pre-Bicentenario. Los ruleteros jugaron con su indumentaria tradicional con la guata amarilla y la visita entró a la cancha con su uniforme alternativo. El detalle es que, por esos días, los entonces dirigidos por Sergio Markarian tenían el rojo como color de la camiseta reserva. Y para darle más color, el partido se jugó de noche, y en Viña también de noche todos los gatos son negros…

Everton de guata amarilla

El árbitro era Carlos Chandía, quien determinó que Everton pasara de ser guata amarilla a guata azul.

Everton de guata azul.

Y más atrás en el tiempo, cuando los Millenials con suerte se limpiaban los mocos, en la Copa Chile 1991 aconteció un episodio similar. En el antiguo Estadio Cinquihue se enfrentaron el local Deportes Puerto Montt contra sus vecinos de Provincial Osorno. Durante la primera etapa, los mariscales jugaron de blanco y en el complemento lo hicieron de verde.

¿GREMIO?

Párrafo aparte para lo de San Felipe, que es casi una chacota. A los futboleros de verdad toda la vida nos han dicho que el “uní uní” es el equipo “albirrojo”. O sea, que juega de blanco y de rojo en indistinto orden o ¿Es muy tonto lo que estamos diciendo? Aparentemente no, pero la dirigencia aconcagüina se ha encargado de romper las leyes de la física con el singular atuendo que han utilizado en las últimas fechas: una camiseta parecida a la de Gremio de Porto Alegre.

Ni Kike Acuña ni Miguel Orellana juegan en Gremio: es San Felipe.

Usted nos dirá que esa camiseta, probablemente, sea la de recambio y la hayan utilizado ante escuadras que pudieran provocar confusión… ¡Falso, falso, falso! Porque este uniforme ya ha sido ocupado ante equipos que incluso en la televisión en blanco y negro hubieran marcado evidente contraste… como ayer en La Serena.

En todo caso, no es la primera vez que Unión San Felipe sorprende con un modelo de camiseta del estilo chancho en misa. Casi década atrás, para el torneo de la B de 2008, quisieron innovar con una camiseta fluorescente que rápidamente pasó al (casi) olvido.

Sí, es Unión San Felipe jugando contra Santiago Wanderers.

Seguir leyendo