*

Facebook pagó a usuarios para acceder a sus datos mediante una controvertida aplicación

30 ENE 2019 / Tecnología

Facebook pagó a usuarios para acceder a sus datos mediante una controvertida aplicación

Un programa de investigación de mercada concretaba un intercambio de dinero por acceso a datos privados que involucró a menores de edad.


Bajo el nombre de “Proyecto Atlas”, Facebook utilizaba una aplicación llamada VPN Research para pagarle $20 dólares mensuales a usuarios, que tuviesen entre 13 y 35 años, para acceder a sus datos de navegación como parte de un programa de investigación de mercado.

Dicho programa de investigación de Facebook implicaba que los usuarios permitiesen instalar un certificado empresarial que daba acceso a mensajes privados, fogtos, videos, correos electrónicos, información local y la actividad de navegación.

El intercambio de dinero por privacidad se venía concretando desde el año 2016, generó polémica una vez que un reporte de TechCrunch hizo pública la existencia de una iniciativa que además involucraba a menores de edad.

Ante la controversia que generó este informe, debido a las constantes críticas que existen contra Facebook en torno a la seguridad que entrega sobre los datos de sus usuarios, la compañía de Mark Zuckerbeg anunció que desactivó la versión iOS de la aplicación. Según el reporte original, el VPN violaba las reglas de la App Store de Apple relacionadas a la recolección de datos.

A través de un comunicado, la compañía cuestionada aseguró que el reporte no mencionó datos relevantes, ya que el proyecto “no era secreto” y no tenía como objetivo “espiar” a los usuarios que participaban. “Menos del 5 por ciento de la gente que eligió participar en este programa de investigación de mercado eran adolescentes, todos quienes firmaron permisos con el consentimiento de sus padres“, declararon.

Aún así, un reportero de la BBC informó que pudo llevar adelante el proceso de inscripción haciéndose pasar por un adolescente y no tuvo que completar ninguna clase de permiso de consentimiento. Al mismo tiempo, el programa sigue disponible para usuarios de Android, por lo que el sistema de pago por privacidad sigue adelante. Por ahora.

Seguir leyendo