*

Festigame 2017: Super Mario Odyssey es la razón para tener una Switch

4 AGO 2017 / Videojuegos

Festigame 2017: Super Mario Odyssey es la razón para tener una Switch

Probamos los dos niveles presentes en la demo que trajo Nintendo a Festigame. ¿El resultado? Un perfecto heredero a la tradición de Mario 64


La primera gran fila que se formó en Festigame fue la de Super Mario Odyssey. La expectación por jugar el nuevo juego de Super Mario es alta: el titulo no saldrá en las tiendas sino que hasta finales de octubre y se trata de el regreso a la jugabilidad que hizo inmortales a juegos como Super Mario 64 y Super Mario Sunshine, con mundos abiertos llenos de exploración, en lugar de etapas con un principio y final.

La demo contaba con dos grandes áreas para escoger: la ciudad de New Donk City y las ruinas de Tostarena dentro del Sand Kingdom. Ambas con diferentes aproximaciones a lo que, a primera vista, se va perfilando como el juego definitivo de la saga de Super Mario.

Salgamos primero de las primeras dudas: el control del juego es exactamente como te lo imaginas, y si vienes jugando los Marios tridimensionales, sabrás de lo que hablo: el triple salto, el salto largo, el salto alto y el wall jump están todos presentes y se hacen de una manera tan natural que no requieren curva de aprendizaje.

La única habilidad nueva que debes saber dominar es la de lanzar a Cappy, el principal elemento de gameplay que debuta en este juego. Cappy es el sombrero que usará Mario durante su aventura y que tiene varias funciones: es un ataque rápido que sirve para eliminar enemigos a distancia, es una forma de poder tomar monedas e items a distancia, pero también es el que te permite capturar a enemigos y así adquirir sus poderes por un tiempo limitado.

Usar a Cappy es como usar a una versión mucho más moderna y remozada de Kirby, pues Mario cambia su aspecto y sus poderes por un tiempo limitado, para hacer cosas que de otra forma no haría.

Dominado ya a Cappy, comenzamos a probar los niveles.

La zona de Tostarena es mucho más parecida a lo que hemos visto en juegos como Super Mario Galaxy o Super Mario 3D World, con zonas llenas de plataformas, saltos precisos y enemigos para esquivar y así obtener las preciadas lunas, los equivalentes a las estrellas en este juego.

La zona que nos tocó probar en Tostarena requería la captura de Bullet Bill, el clásico enemigo con forma de bala, el cual podíamos manipular para avanzar a lugares alejados o para destruir el ambiente.

Uno de los consejos de Super Mario Odyssey es que si ves un desvío, úsalo, ya que probablemente te pilles con alguna luna escondida. El juego está lleno de ellas, y te premia por ser disperso, por tratar de llegar al obejtivo de tu misión lo más lento posible.

La zona estaba diseñada con plataformas que se mueven, enemigos pequeños, arenas movedizas y zonas donde Mario se convertía en un personaje 2D y se jugaba como el clásico de NES. La variedad de obstáculos hace que perder la concentración sea perder el rumbo. Los checkpoints eso si, son bastante generosos como para no hacerte perder mucho tiempo.

Pero si Tostarena era una zona creada para demostrar habilidad, New Donk City es una oda a la exploración y al desafiarte para ver que tan alto puedes llegar.

La escena parte con la flamante alcaldesa Pauline encargándote a buscar a los cuatro miembros de su banda para poder interpretar una canción. Uno de ellos está al lado, por lo que debes buscar a los otros tres para ganar la preciada lunita.

Pero eso es en realidad una excusa para poder viajar por la ciudad y conocer toda la interacción que puedes llegar a tener con ella. En los pocos minutos que tiene la demo pudimos entrar a edificios, saltar sobre autos, usar las líneas eléctricas para moverte más rápido e incluso usar una moto para moverte al más puro estilo GTA, pero sin violencia.

Al final, uno se termina divirtiendo tanto con todos los minijuegos y desafíos que el juego te pone entre medio, haciendo que la exploración se vuelva mucho menos seca que lo de Mario 64. En la odisea de Mario lo que importa no es el destino, sino como recorres su camino.

Con solo una pincelada de lo que pudimos ver en esta demo, ya pudimos sentir que Super Mario Odyssey es el Super Mario que toda una generación estuvo esperando.

Seguir leyendo