*

Festigame 2018: La hermosa violencia de Soulcalibur VI

4 AGO 2018 / Videojuegos

Festigame 2018: La hermosa violencia de Soulcalibur VI

El próximo juego de peleas de Bandai Namco apuesta a un atractivo visual sin precedentes para la saga, junto con nuevas mecánicas para todos los jugadores.


Han pasado seis años desde la última entrega de Soulcalibur, por esto el anunció de Soulcalibur VI para el próximo 19 de octubre sin duda emociona. 

El clásico juego desarrollado por Bandai Namco, llegará a PS4, Xbox One y PC para traer toda la acción de antaño y por supuesto a sus recordados personajes como Siegfried, Nightmare y Sophitia. Además en esta ocasión el juego tendrá como personaje invitado al Lobo Blanco de la saga The Witcher, Geralt of Rivia.

El juego llegó con una demo a Festigame 2018, acá nuestras impresiones tras jugarlo.

Claudio Portilla 

Han pasado varios años desde la última vez que jugué Soulcalibur pero sin duda la franquicia no pierde su magia. Los enfrentamientos al igual que en entregas pasadas se mantienen emocionantes y agradables a la vista, más aún con los gráficos actuales que hacen que este luzca muy atractivo.

En cuanto a la jugabilidad este mantiene un golpe fuerte y uno débil con el arma, más un botón para patadas y uno para cubrirse. Tras acostumbrarse a los controles no resulta difícil encadenar diferentes combos simples para derrotar al oponente.

Quizás un elemento que no permite disfrutar al máximo esta demo es que sólo se encontraba disponible en modo de un jugador, y en el nivel que estaba la CPU no era el mejor combatiente del mundo, por lo que faltó ese toque de dificultad que da otro jugador o una computadora de un nivel más alto. 

De todas formas, Soulcalibur VI sigue en línea con sus predecesores, no innova demasiado, pero sin duda cumple con su cometido.

Axel Christiansen

Coincido con Claudio que las condiciones para probar Soul Calibur 6 a nivel técnico no eran las mejores: estar obligado a jugar contra la CPU y sólo en nivel normal (que le pusieron normal solo para no ponerle Free) solo sirve para tener una probadita del juego, aunque para la gente que quizás lo intenta por primera vez, era necesario.

Pero bueno, vayamos a la importante: Soul Calibur 6 es más Soul Calibur pero también es dos cosas. Es más bonito, sacándole todo el jugo al motor gráfico, con efectos de desenfoque en los escenarios y una cámara mucho más dinámica, tomada prestada directamente de Tekken 7. La acción se ve y se siente más atractiva que nunca por lo mismo y creo que muchos quedarán enamorados del juego solo por mirarlo.

Muchas veces se ha dicho que Soul Calibur no es más que Tekken con espaditas, pero en realidad el estilo de arte es realmente distintivo, en cuanto a personajes, escenarios y en el manejo de información en pantalla, como las barras de poder que ahora son esenciales, quizás de una mayor manera a como lo fueron en Soul Calibur 5.

Buscando siempre la accesibilidad que la serie ha tenido, el juego introduce nos nueva mecánicas que se manejan con tan sólo un botón: Reversal Edge y Critical Edge. Los Critical Edge son los clásicos “Super” que ahora activarlos es más fácil que nunca, y que parecen ser una herramienta más de balance que para ganar batallas. Por otro lado, el Reversal Edge es una mecánica que introduce movimientos en cámara lenta y un sistema tipo piedra-papel-tijeras pero mucho más complejo dentro de la batalla.

De nuevo, me hubiese gustado probar todo lo nuevo contra algún rival que también los usara activamente contra mí, pero lo que puedo decir es que usé a Xianghua -mi main de toda la vida- y a Geralt de Rivia, el nuevo personaje, y con ambos me entretuve un montón. Es un juego vistoso, fácil de jugar, difícil de controlar y probablemente su aspecto visual ayude a que se vuelva aun más masivo. A no perderle el ojo.

Seguir leyendo