*

Henry Cavill se refirió a la “amenaza” de su bigote para La Liga de la Justicia

26 JUL 2017 / Cine

Henry Cavill se refirió a la “amenaza” de su bigote para La Liga de la Justicia

El actor le bajó el perfil al reporte sobre la imposibilidad de afeitárselo para las refilmaciones, a raíz de los compromisos que aún tiene con Misión Imposible 6.


Ha sido el protagonista de la semana. Es el bigote que Henry Cavill no puede afeitarse debido a la imposición de Paramount Pictures, que por contrato impide que el actor se quite el vello facial durante las inesperadas refilmaciones que se tienen que concretar para terminar La Liga de la Justicia. Las mismas que chocan con el calendario que ya tenían fijado para la sexta película de la saga de Misión Imposible.

La única forma de removerlo, de acuerdo a los reportes que han intentado indagar sobre el proceso de refilmaciones de la película, es haciendo uso de la costosa tecnología de retoques digitales.

Pero aunque ha habido muchas bromas y homenajes sobre el bigote, ahora el propio actor se refirió al respecto en su cuenta de Instagram. Claro, no abordó la polémica directamente, ya que su declaración da cuenta de que se ha dado demasiada importancia a un tema que no lo tiene y no pondría en riesgo la realización de la película de Warner Bros.

Queridos seguidores.

Es tiempo de aclarar finalmente la cuenta en este fiasco del bigote. En la foto que vean arriba, no ven un set de Misión Imposible 6, ya que de hecho es la última de una serie de armas diseñadas por Warner Bros y Paramount Studios para combatir la entidad conocida como “El bigote de Henry Cavill”.

No ha habido discusión sobre si tenemos que afeitarlo para las refilmaciones de La Liga de la Justicia, sino que simplemente hay una campaña implacable para ponerle un fin a la aparente conquista imposible de este bigote déspota. No es una duda de SI debería afeitarlo. Es sobre cómo podemos tener una victoria sobre tal bestia sin provocar nuestra propia condena.

Recuerden que la polémica surgió porque el actor estaría trabajando al mismo tiempo en ambas producciones, lo que generó problemas para Warner Bros.

Seguir leyendo