*

James Mangold teme que las películas terminen siendo dirigidas por las corporaciones

6 JUL 2018 / Cine

James Mangold teme que las películas terminen siendo dirigidas por las corporaciones

El director de Logan cree que la actitud talibán de los fans de las grandes franquicias obligará a las compañías a tomar menos riesgos.


Si hay alguien que demostró en pantalla no tener miedo al trabajar con un personaje emblemático del mundo de la cultura pop, ese es James Mangold. El director de Logan se dió el lujo de hacer una película de comics categoría R, que no solo exploraba temáticas adultas sino que además terminó con la muerte de Wolverine en pantalla.

Y es por eso que el director teme que en el futuro sus colegas no tengan la misma suerte que él tuvo y todo por un solo culpable: los fanáticos de las grandes franquicias.

Mangold, quien se dice está detrás del spin-off de Boba Fett, compartió en Twitter sus pensamientos en torno a la discusión llevada entre diferentes directores como Rian Johnson, Christopher McQuarrie y James Gunn con respecto a lo tóxico que se ha vuelto la fanaticada de películas de Star Wars. Una toxicidad que, a su juicio, no solo afectará a los actores que reciben el bullying, sino que a largo plazo, a la calidad de las películas.

El tweet de Mangold dice así: “Llegamos al punto en el que trabajar, escribir y dirigir grandes franquicias se ha vuelto el equivalente emocional a escribir un nuevo capítulo de la Biblia (con el riesgo de ser lapidado y llamado un blasfemo) y que muchas de las mentes más agudas van a dejar estas películas en manos de censuradores y comités corporativos”.

La frase cobra mucho sentido si pensamos que está detrás de la nueva cinta de Boba Fett, y que el rechazo a tanto The Last Jedi como Solo: A Star Wars Story estaría preocupando a los ejecutivos de Disney.

“El fervor de los ataques tiene una ferocidad evangélizante. Ahora, entiendo que para muchos, incluido yo, la saga de Star Wars tiene un gran poder espiritual, similar a un texto religioso. Pero debemos intentar manejar nuestras decepciones como lo hacía Yoda, no como Darth”

Así que fanáticos, a calmar las pasiones, o las películas que adoramos terminarán evitando tomar los riesgos que son los que las hicieron especiales en primer lugar.

Seguir leyendo