*

Jonah Nolan y Lisa Joy, creadores de Westworld: “La segunda temporada es una especie de revolución extrema”

11 MAY 2018 / Series

Jonah Nolan y Lisa Joy, creadores de Westworld: “La segunda temporada es una especie de revolución extrema”

Las mentes detrás de la serie de HBO conversaron sobre el proceso de producción de Westworld y sus semejanzas con el escándalo de Facebook.


Westworld sigue sorprendiendo a los fans con su segunda temporada. En los pocos capítulos que lleva este ciclo, la serie HBO ha expandido la historia de su aclamada primera temporada y nos sigue intrigando sobre las intenciones de DELOS y el futuro de los anfitriones.

Gran parte de la intriga que semana a semana entrega Westworld viene de los creadores, showrunners y directores de la serie Jonah Nolan y Lisa Joy, quienes revelaron que la producción seguirá propiciando una narrativa poco convencional e historias contingentes desde el punto de vista de la ciencia ficción y advirtieron que, pese que hay mucho por explorar, la serie algún día tendrá un final.

– Jonah, en el panel de SXSW efectuado hace unos meses dijiste que habían ideado un plan para la serie desde el principio, y que no les interesaba realmente hacer un programa de TV convencional, sino que querían iniciar cada temporada con un mundo completamente nuevo. ¿Qué han hecho para renovarse en esta temporada?

-Jonah Nolan: Nuestro enfoque fue el de contar una historia larga en capítulos, de los cuales cada uno tendría verdaderamente su propia identidad. Podrían incluso tener su propio género. La cuestión es saber qué metodología funciona para cada capítulo. Es como diría Ford, se trata de saber cuál es la historia que mejor se corresponde con el momento que transitan los personajes. Si la primera temporada es una investigación psicológica sin prisa sobre el concepto de la identidad artificial, la segunda temporada es una especie de revolución extrema. A estas criaturas se les ha negado el libre albedrío hasta este momento; una vez que lo han conseguido deben decidir qué hacer ahora que están a cargo y pueden tomar sus propias decisiones. Por lo tanto, tiene una sensación y una sensibilidad diferentes.

Creo que supimos desde un principio que no nos sería posible presentar temporadas así cada año y que no seríamos capaces de seguir el patrón televisivo habitual, y que por lo tanto deberíamos responder a la mayoría de las preguntas que se planteen dentro de una misma temporada. Y entonces, con suerte, encontrar nuevas preguntas fascinantes y dejar algunas preguntas clave en suspenso entre una temporada y la siguiente.

-¿Por ejemplo?

-Jonah Nolan: Una de las preguntas que no se responden en la primera temporada es cuál es realmente la intención de Delos con este parque. Entendemos que, al igual que todas esas empresas de Silicon Valley, tienen un modelo de negocio aparente y un modelo de negocio real. Desde el piloto dejamos en claro que Delos tiene un objetivo dentro del parque. Así es que esa es una de las pocas preguntas que perduran de la primera temporada, y es una de las preguntas a las que responderemos. Lo haremos en un episodio espectacularmente dirigido por mi esposa y socia, Lisa Joy.

-¿Esta fue la primera vez que dirigiste, Lisa?

-Lisa Joy : Sí. Fue muy divertido.

-Eso es todo un desafío, en un programa tan complejo como este. Imagino que el rodaje no fue un proceso sencillo.

-Lisa Joy: Bueno, tuve muchas ventajas. La primera y principal fue el increíble guión escrito por Jonah y Gina Atwater. Sólo quería dar vida a lo que había en la página. Trabajé mucho con Ed (Harris) y Jeffrey (Wright) sobre este episodio, entre otros, y fue maravilloso poder explorar más sus personajes y llevarlos a nuevos niveles. Son unos artistas tan generosos, tan increíblemente sutiles y talentosos… no se puede pedir mejores colaboradores. Y luego, por supuesto, pudimos plasmarlo todo en este loco y hermoso mundo diseñado por nuestro increíble equipo. Dejamos ver algunos lugares nuevos y hay algunas secuencias de acción realmente fantásticas que fue divertidísimo dirigir.

– ¿Siempre quisiste dirigir?  

Lisa Joy: Siempre quise dirigir. Aun siendo escritora soy muy visual, me gusta imaginarme en ese mundo. En Westworld, Jonah dirigió el piloto y el episodio final de la primera temporada, pero a lo largo del proceso nos hemos involucrado en todo, desde el vestuario hasta la selección del elenco y la escenografía. Hemos procurado cuidar cada pequeño detalle. Es decir que yo ya estaba involucrada en gran medida, y dirigir era una extensión lógica. Justo dos meses antes de comenzar con los ensayos tuve un bebé… fue un momento de mucho esfuerzo, pero debo destacar que Jonah me apoyó más que nunca.  Me ayudó a cuidar a los niños, se hizo cargo del programa y del equipo de guionistas mientras yo daba este salto –fue maravilloso–.

-En una serie con protagonistas femeninas tan fuertes, ¿era importante para ustedes tener también una directora mujer?

-Jonah Nolan: Muy importante. Tenemos a tres directoras fenomenalmente talentosas en nuestra segunda temporada.

-Lisa Joy : Sí, es importante contar con directoras mujeres y directoras internacionales, pero esa presencia femenina se extiende también al elenco y al equipo, al equipo de guionistas. Definitivamente nos hemos esforzado por tener un equipo diverso.

-Jonah Nolan: Es algo que aprendimos en la sala de guionistas hace mucho tiempo. Se necesita generar la alquimia de tener una visión singular de algo y emparejarlo con la colaboración increíblemente intensa que caracteriza a la televisión. No sería posible escribir seiscientas páginas por año y dirigir diez horas solo; es necesario trabajar con otras personas.

-A menos que realmente se tuvieran versiones robóticas de uno mismo.

-Jonah Nolan: Sí. Estamos trabajando en ello. Lamentablemente todavía no funcionan correctamente. Así es que colaboramos, y cuando se reúne a un equipo de guionistas en una misma sala el resultado es de una fuerza fenomenal. No es solo cuestión de talento, sino de aportar puntos de vista muy dispares y variados, particularmente cuando se trata de un programa de conjunto o “ensemble“. No siempre una persona con determinada historia escribe a un personaje semejante; no funciona así.

Solo sabes que, con una gran variedad de puntos de vista en una misma habitación, si funciona bien, la textura y las ideas son más profundas; se oyen y se sienten las diferentes maneras en que las distintas personas ven el mundo. Porque se trata de un grupo de personajes que se están dando cuenta de que el mundo que los rodea no es auténtico ni real, no es lo que pensaron que era. Esta es, obviamente, una metáfora de una parte de la experiencia humana, del comportamiento humano y de cómo los seres humanos ven el mundo. Por lo tanto, era esencial asegurarnos de que teníamos un grupo de profesionales amplio, diverso y talentoso en cada sector. 

Su serie trata sobre robots femeninos que son víctimas de violencia sexual, constantemente, que luego se rebelan y dirigen una resistencia. La temática no podría ser más vigente. ¿Son adivinos?

-Jonah Nolan: Lamentablemente no se necesita ser adivino para saber que el mundo no es, y nunca ha sido, un lugar justo o moral, no completamente.

 – ¿Es posible hacer un programa que no esté influenciado por el contexto político general, como el movimiento #MeToo ? Porque no es posible verlo sin verse influenciado por esa realidad.

-Lisa Joy: Fue posible para nosotros, porque escribimos la segunda temporada antes de que todo eso ocurriera. Además, las elecciones ocurrieron mientras estábamos escribiendo, pero todo lo demás no. Y las elecciones no me sorprendieron. El resultado no me sorprendió. Vivimos antes de todo esto. El solo hecho de que algo se debata ampliamente en la cultura no significa que acaba de ocurrir, sino que en ese momento la cultura masiva empieza a hablar de ello.

La gente siempre ha debatido sobre estas cuestiones. Quizás a veces no abiertamente, quizás era demasiado tabú, pero el arte, la literatura, la ficción, siempre han sido maneras de explorar las cosas de las que la gente tal vez no estaba todavía lista para hablar. Sin embargo, las verdades estaban allí, verdades a veces dolorosas. Así es que eso era lo que estábamos haciendo, nos enfrentábamos a la naturaleza humana. Y no se puede examinar la naturaleza humana verdaderamente sin reconocer que en ciertos aspectos no es tan genial. Que hay injusticia, que se cometen abusos. Para comprender verdaderamente algo, tienes que analizar el estado en el que se encuentra. Eso es lo que estuvimos haciendo y es lo que queremos seguir haciendo.

-Jonah Nolan: Así es. La frase que Dolores llevaba con ella en la primera temporada, “estos placeres violentos tienen extremos violentos”. No es nuestra, es una cita de Shakespeare. No es novedad la idea de que la cultura muestra una cara, pero en realidad, por debajo, el comportamiento humano se ve muy, muy afectado y en ocasiones es deleznable. Y, como dije, creo que una de las ventajas de escribir en el espacio de la ciencia ficción es que te permite hablar un poco acerca de este mundo, pero con otro ángulo. No hace falta lidiar con los detalles precisos y escabrosos del aquí y ahora. Pero sí podemos llegar a hablar del comportamiento humano. Y de por qué estamos tan extremadamente rotos.

-Lisa Joy: Algo interesante que a mi entender sucedió a lo largo de esta temporada fue que al hablar de las nuevas tecnologías la gente tiende a confrontarse al gran miedo de lo que pasaría si esas tecnologías fueran hackeadas. Y creo que la idea que surgió en mi mente como un temor más apremiante fue pensar en lo que pasaría si esas tecnologías atacaran a los seres humanos. Porque parece ser muy fácil engañar a los seres humanos.

Quizás no seamos tan complejos como parecemos. Recientemente, hemos estado mirando a los medios de comunicación, al rostro cambiante de los medios de comunicación y de las redes sociales, específicamente. En Westworld los personajes tienen un programa complejo de falsa realidad, de falsos orígenes y de falso todo, y se les enseña a creer una mentira. Resulta que todo lo que se necesita es una cuenta de Facebook con cierta injerencia rusa para que empieces a creer mentiras tú mismo, como ser humano. Somos más susceptibles de manipulación a través de la tecnología de lo que jamás imaginamos.

-Jonah Nolan: Especialmente en este país, tenemos un engranaje de innovación tecnológica y eso es todo. No solemos hacer paradas. No hacemos balances. No nos gusta la regulación. No nos gusta detenernos(... )Si somos igual de reflexivos y competentes en el desarrollo de la inteligencia artificial que con el desarrollo de las redes sociales, estamos perdidos. Hay una pequeña metáfora aquí, en el sentido de que lo que al personaje de Ford le preocupaba que le ocurriera a Arnold en la primera temporada con la creación de Dolores es un poco la historia de Narciso: Ford se preocupa de que Arnold se enamore de su propia creación. Hemos desarrollado estas tecnologías, y cuando digo “desarrollado”, lo digo en serio.

Hay muchísimas personas muy inteligentes y bien intencionadas que trabajan en todas estas empresas, pero trabajan bajo la égida de un sistema que celebra y reconoce, con dinero y con recompensas, la innovación por la innovación en sí misma. Y no pueden dejar de pensarse como niños que se sumergieron en lo más profundo de un agujero negro y que no tienen manera de ser rescatados. Cuando pensábamos en Internet, imaginábamos a Wikipedia, pensábamos en las tecnologías emergentes, y cuando sucedió por primera vez, pensamos, “cielos, esto es como si la verdad se transmitiera en todo el mundo”. Y todo el mundo tiene acceso a la verdad desde su lugar. ¿No es cierto? Y entonces te das cuenta de que es mentira, no es cierto. Hemos hecho más daño.

-Tienen un plan para la serie. ¿Hasta dónde llega ese plan?

-Lisa Joy: Estamos en posproducción ahora, pero estoy seguro de que Jonah y yo empezaremos a darle vueltas a la tercera temporada pronto. Estamos casados, así que ¿qué más podemos hacer? No se puede hablar del tiempo para siempre, una vez que hayamos terminado de hablar de los niños, en lugar de mirarnos fijamente en silencio durante la cena, invariablemente comenzaremos a hablar de la inteligencia artificial.

-Jonah Nolan: Mucho de este material surgió a partir de las conversaciones que tuvimos cuando hacíamos el piloto. Sentíamos que necesitábamos un plan, y nos hemos apegado a él en gran medida. La belleza de hacer televisión es que cuando ves lo que te devuelven los actores, y ves lo que el increíble equipo de diseñadores y de escritores han creado, es posible tomar un pequeño desvío o detenerse un poco más a mirar a un personaje o un momento. Pero el destino sigue siendo el mismo.

-¿Tienen un destino ya definido, un destino final?

-Jonah Nolan: Sí, yo creo que es necesario.

Westworld  volverá con un nuevo episodio este domingo 13 de mayo.

Seguir leyendo