*

Las “amenazas para ganar” que no triunfan en el Royal Rumble

28 ENE 2017 / Wrestling

Las “amenazas para ganar” que no triunfan en el Royal Rumble

Hay luchadores que siempre son vendidos como grandes candidatos debido a su tamaño o potencia física. Rara vez han ganado.


Es una frase habitual por parte de los comentaristas en la antesala de cada Royal Rumble. Son las denominadas “amenazas para ganar” que se imponen físicamente, pero que nunca han logrado solventar su hegemonía de poder ante los otros 29 rivales de cada evento.

Es una tradición: los gigantes ingresan al ring, pero están destinados a perder. Por mucho dominio que puedan ejercer sobre un cuadrilátero, están destinados, hasta ahora, a ser enviados por sobre la tercera cuerda.

En Mouse hacemos una revisión de los luchadores gigantes que han sido la amenaza siempre presente, pero que fallan en el momento que importa.

ANDRE THE GIANT

Ninguna lista puede estar completa sin el gigante más importante de todos los tiempos. Andre, la octava maravilla del mundo, el hombre del icónico momento de Wrestlemania 3 junto a Hulk Hogan, solo participó en un par de Royal Rumble, en la ediciones de 1989 y 1990.

A pesar de contar por años con la chapa de invicto, en el Rumble ’89 solo estuvo en el ring por 15 minutos. Su eliminación fue parte de una jugada de Jake “The Snake” Roberts, que causó que Andre el Gigante se eliminara a si mismo. Un año después, en la edición del ’90, el legendario luchador solo se mantuvo en el ring por 10 minutos, siendo eliminados por el accionar del legendario tag team Demolition.

KANE

La máquina roja de la destrucción ostentó por años el récord de mayor número de eliminaciones en un Royal Rumble. De hecho, el año 2001 fue su gran año, ya que en sus 53 minutos sobre el ring, no solo eliminó a otros 8 luchadores, sino que además fue el último en ser eliminado a manos de Stone Cold Steve Austin.

Pero Kane, nunca ha logrado la esquiva victoria que le permita ir al evento principal de Wrestlemania. Siendo el “gigante” más dominante en el evento, el hermano del Undertaker es el luchador que a lo largo de los años ha eliminado a más rivales. En total, 44 rivales han sido eliminados por Kane en sus 19 participaciones. Y en la edición 2017 podría seguir sumando si es que aparece de forma sorpresiva.

BIG SHOW

Si Kane estuvo cerca de ganar en una ocasión, la “mayor amenaza para ganar” es definitiva el Big Show. Heredero natural de Andre el Gigante, el hombre del Chokeslam ha estado cerca de ganar en dos ocasiones. En la edición del Royal Rumble 2000, el Big Show fue eliminado de forma polémica por The Rock, ya que el campeón del pueblo tocó el suelo antes que el gigante. Eso motivó un cambio de planes para Wrestlemania 2000.

En tanto, en el Royal Rumble más tabú de todos, aquel ganado por el luchador que la empresa quiere olvidar, el Big Show fue el último eliminado por un Chris Benoit que ganó entrando desde el puesto número 1. Pero ese fue el raro evento en el que fue presentado como un verdadero monstruo, ya que eliminó sin chistar a Chris Jericho, Kurt Angle, Rob Van Dam y un joven John Cena. En los récords, el Big Show es el sexto luchador que más enemigos ha eliminado: 36 en un total de 11 participaciones.

MARK HENRY

Pese a ser el hombre más fuerte del mundo, y tener una carrera de más de 20 años en la WWE, Mark Henry siempre ha sido catalogado como una verdadera decepción. Como otra de las “amenazas para ganar” vendidas por los comentaristas de la WWE, el luchador afroamericano no tenido ninguna participación relevante. De hecho, en la edición de 2016, fue eliminado en menos de un minuto por la familia Wyatt.

En sus ocho participaciones (1998, 1999, 2004, 2008, 2009, 2010, 2011, 2016), Henry solo ha eliminado a cuatro luchadores, lo que ejemplifica el trato que tuvo el luchador, que en algún momento tuvo como hijo una mano con Mae Young. Quizás su mayor momento de gloria en un Rumble fue ser eliminado en 2011 por el trabajo en equipo de CM Punk, David Otunga, Husky Harris (Bray Wyatt) y Michael McGillicutty. Y es que en el rumble de 1999 lo eliminó Chyna.

RIKISHI

Durante la segunda parte de su carrera, una vez que adoptó el mote de Rikishi, el gigante samoano comenzó a imponerse con fuerza, logrando rivalidades con algunos de los luchadores más importantes de la historia, como The Undertaker, The Rock y Stone Cold Steve Austin, a quien arrolló en una infame historia.

Su gran momento de gloria fue el año 2000, ya que en dicho Royal Rumble despachó a 7 rivales, teniendo que ser eliminado por la acción conjunta del Big Bossman, Test, British Bulldog, Gangrel, Edge y Bob Backlund. También, se mandó este número con sus amigos de Too Cool

Un año después, en 2001, entró en el puesto 30 y eliminó al Undertaker, aunque rápidamente fue despachado por The Rock. En las ediciones posteriores, entre 2002 y 2004, nunca más hizo nada relevante.

EL GRAN KHALI

Tratado como un monstruo en sus primeros años de carrera, Khali rápidamente se transformó en un chiste. Su primer Rumble fue en el año 2007, siendo eliminado por The Undertaker tras eliminar en breves minutos a siete luchadores: Hardcore Holly, Chris Benoit, The Miz, Rob van Dam, CM Punk, Carlito y Chavo Guerrero.

Un año después, el enterrador lo eliminó en 1 minuto y 9 segundos al comienzo de su combate, mientras que en 2009 se eliminó en 2010, replicando lo que le sucedió a Mark Henry, fue eliminado por Beth Phoenix, quien utilizó una táctica sucia.

KING MABEL/VISCERA/BIG DADDY COOL

Ya sea en cualquiera de sus etapas, Nelson Frazier Jr. nunca tuvo una carrera muy brillante. Salvo su triunfo en un King of the Ring, que no dio pie a nada, su historia en el Rumble no dio para nada más que desilusiones.

Quizás su gran momento fue en el Rumble de 1999, en donde fue eliminado de forma conjunto por Mideon, Faarooq & Bradshaw, quienes lo secuestraron para a la noche siguiente, en Raw, presentar su nueva etapa como Viscera. Claro que aún con todo y eso, un año después sería eliminado sin problemas por otro “hombre grande”, Rikishi.

Los gigantes que sí ganaron el Royal Rumble

Para complementar, hay un par de luchadores “gigantes”  que sí ganaron el combate: Big John Studd se impuso en la edición de 1989, mientras que el legendario Yokozuna ganó en 1993 tras una tonta jugada del Macho Man Randy Savage.

Además, aunque nunca han sido tratado como gigantes en la historia, no al menos durante la mayor parte de su carrera, hay luchadores como The Undertaker, Brock Lesnar, Batista y Roman Reigns que lograron sumar victorias para demostrar que Vince McMahon siempre ha tenido una particular afición por darle más potencia a sus “hombres grandes”.

Seguir leyendo