*

Netflix no logra seguir creciendo pese al apoyo de la crítica

17 JUL 2018 / Series

Netflix no logra seguir creciendo pese al apoyo de la crítica

El servicio de streaming no logró llegar a sus proyecciones de nuevos suscriptores y los expertos culpan a la falta de un gran hit comercial.


Una burbuja estaría a punto de estallar sobre Silicon Valley y se trataría ni más ni menos que del fenómeno mundial del streaming, Netflix.

La compañía que ha inspirado a toda la industria a mover sus contenidos hacia el internet podría haber llegado a su tope de crecimiento según temen los expertos tras conocerse los últimos resultados financieros de la empresa durante este día. La compañía, que hace unas semanas había superado a Disney en su valoración de mercado entregó un oscuro porvenir, al confirmar que su crecimiento de nuevos suscriptores no estuvo a la altura de lo proyectado, logrando sumar solo 5,2 millones de nuevos clientes -1 millón menos de lo presupuestado- y además, bajó sus expectativas para el próximo trimestre.

El culpable de todo esto, dicen los analistas, es la falta de contenido popular en el servicio. Hasta ahora, Netflix solo ha logrado crear dos fenómenos de masa: House of Cards -que termina este año en medio de la polémica del despido de Kevin Spacey- y Stranger Things, serie que no tendrá una nueva temporada sino hasta el 2019. Todo el resto del contenido de la compañía se mezcla entre un “Netflix acepta cualquier cosa” y otras series que son bien recibidas, pero no alcanzan la masividad necesaria para atraer suscriptores.

Solo así se puede explicar que Netflix lidere este año la lista de nominaciones para los premios Emmy, pero que por otro lado, cuente con este déficit de suscripciones necesaria para mantenerla a flote.

La noticia hizo que Netflix tuviera su mayor caída en su precio en la bolsa, algo que recuperó con el transcurso del día, pero que sin duda fue un llamado de atención frente a una compañía que en un año dobló su valoración en la bolsa producto de la especulación, pero que a la larga le terminaría haciendo más daño a la principal plataforma de streaming del mundo.

Seguir leyendo