*

Nintendo no cree que las próximas consolas de la competencia afecten sus ventas

3 FEB 2020 / Videojuegos

Nintendo no cree que las próximas consolas de la competencia afecten sus ventas

La compañía japonesa pone en duda que la PS5 y la Xbox Series X tengan un impacto significativo en las ventas de la Switch.


Este año parece ser un buen año para los gamers, tanto Sony como Microsoft han anunciado consolas para los próximos meses, la PlayStation 5 y la Xbox Series X respectivamente. Ambas compañías han modernizado su tecnología, anunciado juegos exclusivos y mejorado sus propuestas hacia el público, por lo que sería comprensible que Nintendo se preocupe por sus ventas después del lanzamiento de estas consolas.

Aun así, parece que la empresa japonesa no se inquieta ante lo que el 2021 podría depararle. En una entrevista con Q&A Japón, el presidente de Nintendo, Shuntaro Furukawa, discutió brevemente el panorama que espera ante el lanzamiento de consolas por parte de su competencia.

“Explicaremos las figuras específicas para el próximo año fiscal en el anunció de lo que fue el año pasado, creo que habrá un cambio en el ambiente cuando los nuevos productos de nuestros competidores salgan a la venta” dijo Furukawa. “No creemos que las tendencias de negocios de otras compañías tengan un impacto significativo en nuestras ventas”.

Asimismo, el presidente mencionó en que los públicos de Xbox y PlayStation son distintos a los de Nintendo. Y si bien eso es cierto, ya que el tipo de juegos que presenta la compañía japonesa son diferentes a los que usualmente se estrenan para otras consolas (además de ser dueña de franquicias que siempre son rentables como Pokémon y Smash Bros.), también tiene un enfoque distinto en cuanto a diseño.

Nintendo se ha mantenido vigente en los últimos años por sus propuestas hand-held, y la Nintendo Switch llegó para ser la amalgama entre una consola portable y una para tener en casa. Mientras que Sony dejó de invertir en consolas portables desde la PSVita y Microsoft no se ha adentrado en este mercado.

La compañía japonesa no se siente amenazada por las nuevas propuestas de sus competidoras, incluso llegó a desmentir que estuvieran trabajando en una nueva Nintendo Switch, la cuál podría haberle hecho contrapeso a la PS5 y la Xbox Series X. Por el momento, nada le quita el sueño a Nintendo.

Seguir leyendo