*

Optane: Así es la apuesta de Intel para acelerar nuestra vida digital

1 AGO 2018 / Tecnología

Optane: Así es la apuesta de Intel para acelerar nuestra vida digital

La nueva tecnología del gigante de los procesadores promete traer mayor velocidad a quienes usan sus computadoras para jugar, crear y trabajar.


El indicador por excelencia a la hora de evaluar nuestra experiencia con algún dispositivo digital va a ser siempre el mismo: la rapidez.

Apenas un computador empieza a andar lento, sabemos que algo anda mal. Si se demora en partir, abrir una aplicación o traspasar un archivo, empezamos a ver inmediatamente qué está pasando. Y es que la velocidad es la razón por la cual tenemos computadores.

Hasta hace un tiempo, la primera respuesta a la hora de mejorar la velocidad de un PC era simple: aumentarle la RAM y en casos más extremos, también el procesador. Pero para Intel, la compañía líder en el mercado de microprocesadores alrededor del mundo, la solución para mejorar la rapidez de nuestros equipos tiene un nuevo nombre y se llama Optane.

Optane es una nueva tecnología de Memoria de datos que debutó recientemente para sus procesadores de Séptima y Octava Generación y lo que busca es revolucionar la forma con la que los computadores encuentran sus datos.

Hasta ahora, el modelo de un computador tradicional es el siguiente: el procesador se comunica con un disco duro para acceder a los datos fríos, y la memoria RAM, a los datos calientes, esos que requieren acceso constante por parte del PC. Optane se pone en el medio, como un intermediario, una suerte de atajo que lo que hace es guardar las cosas que realmente utilizamos para darles prioridad y llegar a ellos en tiempo récord.

La propuesta de Optane, presentada en el marco del Intel Experience Day de Buenos Aires, es interesante, ya que en vez de hablarnos de números, datos y potencial de poder, que muchas veces un usuario común se pierde, esta vez enfoca en mejorar precisamente las cosas que más nos interesan: programas, archivos y carpetas.

Con el uso, Optane identifica qué es lo que más usamos y lo guarda en su memoria directamente, para que cuando queramos acceder a ellas, el procesador no tenga que ir a buscarlos al disco duro, que es mucho más lento, sino que directamente a la unidad de memoria de Optane.

Esto se traduce en que el procesador tiene que hacer “menos camino” para encontrar los datos, y por ende, todo es mucho más rápido. ¿Qué tan rápido? Las pruebas indican que es en promedio dos veces más rápido en el acceso a la información, pero dependerá del uso.

El sistema es ideal sobre todo para quienes tienen que acceder una gran cantidad de datos de manera constante, como los gamers, que deben cargar niveles cada cierto tiempo, o quienes trabajan con programas pesados y proyectos de larga duración.

Esto se traduce en juegos que cargan 3 veces más rápido, y programas de creación como Photoshop o Premiere que lo hacen 4 veces más rápido. Para el resto de los usuarios, la experiencia es prácticamente el doble, y se nota en cosas tan simples como al momento de encender nuestra computadora.

En ese sentido, y a diferencia de un computador tradicional, mientras más uses el PC, más rápido se vuelve.

La idea, dice Intel, es que Optane se convierta en un aliado de tu computador y sobre todo de tu disco duro. El alza de rendimiento es tan alta que las pruebas señalan que no es necesario invertir en grandes cantidades de memoria RAM. Un equipo de 8 GB de RAM optimizado con Optane, puede funcionar igual de rápido que uno de 16 GB de RAM, lo que a la larga reducirá los costos de los equipos.

Actualmente la tecnología se encuentra disponible en chips de 16, 32 Y 64 GB de almacenamiento y son compatibles con todos los procesadores Intel de Séptima Generación en adelante.

Sin Optane / Con Optane #intelexperienceday

A post shared by Axel Christiansen (@donfilofio) on

Seguir leyendo