*

La descarga de archivos piratas sigue creciendo a pesar del streaming

8 AGO 2018 / Tecnología

La descarga de archivos piratas sigue creciendo a pesar del streaming

El último estudio de la firma antipiratería Irdeto demuestra que el clásico P2P sigue vivo y en algunos casos sigue creciendo en desmedro del streaming.


El tráfico de archivos P2P, el más clásico de todos y que se popularizó con Napster sigue existiendo, a pesar de que el streaming parece haberse convertido en la forma más fácil de consumir contenido ilegal.

El Peer to Peer consiste en programas que permiten copiar un archivo en manos de uno o un grupo de usuarios para que lleguen a las tuyas, sin tener que descargarlas de un sitio de manera directa. El modelo más popular de P2P actualmente es BitTorrent. 

Pero con el streaming de datos, nada de eso es necesario. Ni siquiera hay que bajar nada -a lo más un plugin o un programa para acceder a ellos- y la reproducción comienza de manera instantánea, ya que el contenido -ya sea película o música- se reproduce de manera automática, mientras los datos se van cargando.

Claramente es un sistema mucho más conveniente que la descarga, siempre y cuanto se tenga una buena señal de internet y esta sea constante, mientras que el P2P es para quienes quieren ver archivos de mayor calidad o sin internet.

Y según la firma antipiratería Irdeto, el P2P sigue siendo la principal forma de acceder a contenido sin permiso, aun cuando el streaming sea más conveniente.

La empresa investigó el tráfico de más de 962 sitios de piratería, en los 19 países en donde el P2P es más usado y de las 48 millones de visitas registradas entre enero y septiembre del año pasado, 34 millones fueron a sitios de P2P, mientras que sólo 14 millones quedaron en sitios de streaming de videos. Es decir, en esta muestra de países, el 70% del tráfico pirata sigue yendo a sitios P2P, aunque es un dato que depende mucho de la muestra. Por ejemplo, de esas 34 millones de visitas, 23 millones vienen de Rusia, país donde sólo el 2% de la piratería funciona por streaming, al contrario de Alemania, donde es lo contrario, y el 88% del contenido ilegal se ve por sitios de video web.

Pero la compañía sigue manteniendo su punto, y explica este fenómeno por lo siguiente: hay piratas dedicados, que usan P2P y tienen sus discos duros llenos de contenido, y los piratas casuales, que son los que acuden a estos sitios de películas a la rápida y obviamente lo hacen en menor medida.

Seguir leyendo