*

El Rey León originalmente era muy diferente

21 SEP 2017 / Cine

El Rey León originalmente era muy diferente

En una de las primeras versiones, Simba no se alejaba de su hogar y actuaba malcriadamente mientras Scar regía en su nombre.


El Rey León es una de las películas animadas más populares de todos los tiempos. Realizada en medio del renacimiento de Disney de la década de los noventas, la historia del león Simba cautivó a la audiencia y la crítica, además de lograr estatuillas en los Premios Oscar y los Globos de Oro.

Sin embargo, la historia de la película no siempre contempló la estructura o los elementos que terminaron caracterizando a esta producción. En conversación con Collider,  el co-director Rob Minkoff reveló que en el inicio del desarrollo de El Rey León, “hubo una versión que era muy aterrizada, que era sobre los animales en la savana y que no tenía al fantasma de Mufasa“.

De acuerdo al co-director, “Mufasa era asesinado. Simba nunca dejaba la Roca del Orgullo, simplemente se quedaba ahí. Timón y Pumba eran sus amigos de infancia, así es que también estaban en el lugar. Rafiki era parte de la comunidad y no era el mismo chamán viviendo en su árbol como ermitaño.”

Había una estampida y Mufasa era asesinado por Scar, pero tan pronto como Simba tomaba control como adolescente, Scar comenzaba a actuar como su regente, el príncipe regente. Así es que mandaba el show detrás de escenas, mientras que Simba estaba ahí, actuando como un adolescente terrible“, explicó Minkoff.

La idea, según el co-director de El Rey León, era que intentaban contar una historia sobre el levantarse para tomar la responsable, “pero la historia final se mueve a dejar las Tierras del Orgullo, conocer a Timón y Pumba como estos parias y adoptar un nuevo estilo de vida y dar la espalda completamente. De nuevo, no era una historia diferente. Era una forma más potente de contar la historia que todos habíamos decidido que queríamos contar“.

Y eso fue lo que terminamos viendo en la versión definitiva, inspirada más en Hamlet.

Seguir leyendo