*

Ridley Scott disparó contra Lucasfilm: “Soy demasiado peligroso para una película de Star Wars”

27 DIC 2017 / Cine

Ridley Scott disparó contra Lucasfilm: “Soy demasiado peligroso para una película de Star Wars”

El director cuestionó la forma en que eligen a directores sin experiencia en películas de gran presupuesto.


En los últimos años, tanto Lucasfilm como Marvel Studios, las dos principales compañías que adquirió Disney en la última década, han elegido a directores con hits independientes para darles las riendas de superproducciones.

En lo que concierne a Marvel Studios, las cosas han resultado con los hermanos Russo, que tenían experiencia con la serie Community, o otros directores como Jon Watts, Taika Waititi y James Gunn.

Pero en el universo de Star Wars, las cosas no resultaron con la elección de Phil Lord y Chris Miller en la película de Han Solo, ya que fueron removidos de su puesto por no cumplir con las expectativas de la productora. También está el caso de Josh Trank, que abandonó un proyecto antes de hacerlo, y Colin Trevorrow dejó el Episodio IX solo para ser reemplazado por J.J. Abrams.

En esa línea, el director Ridley Scott ahora cuestionó ese tipo de elecciones en entrevista con Vulture, reconociendo que nunca le darían las riendas de una película de Star Wars. “No, soy demasiado peligroso para eso“, dijo.

Eso es porque sé lo que hago. Creo que a ellos les gusta estar en control y a mi me gusta estarlo. Cuando contratas a un tipo que ha hecho una película de bajo presupuesto y de pronto le das $180 millones, no tiene sentido. Es jodidamente estúpido. ¿Sabes cuánto cuestan las refilmaciones? ¡Millones! ¡Millones!“, afirmó el director de Alien.

Me puedes obtener por mi sueldo, que es alto, pero siempre me va a sobrar presupuesto y la haré a tiempo. Esto es donde la experiencia sí importa, ¡es tan simple como eso! Puede hacerte aburrido como un lavaplatos, pero si realmente tienes experiencia y sabes lo que haces, eso se vuelve algo jodidamente esencial. Crece, poco a poco. Comienza con bajo presupuesto, hazte un poco más grande, quizás después de una película de $20 millones puedes hacer una de $80. Pero no hagas de inmediato una de $160 millones“, remarcó Scott.

Más allá de las palabras, las subsidiarias de Disney están haciendo de ese tipo de elecciones una norma y rara vez, salvo el caso de Ron Howard o J.J. Abrams, están apostando por directores con experiencia en superproducciones.

Seguir leyendo