*

Los productores de la secuela de Sin City demandaron a The Weinstein Company

23 MAR 2019 / Cine

Los productores de la secuela de Sin City demandaron a The Weinstein Company

Los encargados de "Sin City: A Dame To Kill For" alegan que la compañía privilegió a "The Giver" en desmedro de la película.


Los productores de Sin City: A Dame To Kill For entablaron una demanda contra The Weinstein Company, Harvey Weinstein, Bob Weinstein y David Glasser, según revela el sitio Deadline.

La acción legal llevada por los productores, que incluyen a Sergei y Marina Bespalov, plantea que cuando adquirieron los derechos para adaptar el trabajo de Frank Miller en una secuela sellaron un acuerdo con The Weinstein Company para que se encargara de la distribución.

Dicho acuerdo establecía que la compañía de Harvey Weinstein no promocionaría ninguna otra película cerca del lanzamiento de Sin City 2, además de invertir varios millones de dólares en publicidad. Algo que no se habría concretado.

Según la demanda presentada ante el Tribunal Superior de Los Ángeles, The Weinstein Company promocionó la película The Giver en ese período. Todo porque los responsables la compañía tenían un interés personal en la producción protagonizada por Jeff Bridges y Meryl Streep.

“Debido a que los demandados tenían un interés personal sustancial en el éxito financiero de The Giver, los Demandados tomaron medidas para asegurarse de que The Giver lograra una distribución rentable, a pesar de que hacerlo directamente dañó la película de los Demandantes, Sin City 2; una película en la que los Demandados no tenían intereses financieros”, plantea la demanda.

Por otra parte, el documento también sostiene que The Weinstein Company estaba mezclando los fondos de marketing de ambas películas, ya que mientras la empresa asegura que  gastó más de $30 millones de dólares en publicidad para Sin City: A Dame To Kill For, los productores afirman que esa cifra solo llega a los $5 millones de dólares.

La primera película de Sin City recaudó $158 millones de dólares a nivel mundial. Mientras que Sin City: A Dame To Kill For solo cosechó $39 millones en todo el mundo, un fracaso por el que los productores culpan a la promoción de The Weinstein Company.

Los productores la secuela de Sin City y habían llevado a la compañía a un arbitraje, del cual obtuvieron $17,4 millones por la misma causa en 2018. Pero, según acota Deadline, “ahora creen que hay más daños en orden, y los documentos judiciales dicen que la mala comercialización causó que Sin City 2 se quedará corta por muchos millones de dólares en ingresos mundiales”.

Seguir leyendo