*

Trollean a los hoteles Trump reseñándolos como “agujeros de mierda”

15 ENE 2018 / Actualidad

Trollean a los hoteles Trump reseñándolos como “agujeros de mierda”

Las repercusiones de los dichos del presidente de Estados Unidos dieron pie a una serie de reseñas falsas en contra de su marca.


La marca Trump sigue recibiendo golpes, ya que ahora múltiples usuarios de Yelp, un popular servicio en Estados Unidos para reseñar negocios, no dejaron pasar de forma impune a los controvertidos dichos del presidente de Estados Unidos. Durante una reunión con parlamentario, Donald Trump catalogó de “países agujeros de mierda” (shithole countries) a naciones africanas y lugares como Haití o el Salvador.

Como respuesta a las palabras del mandatario, el Washingtonian informó que los usuarios de Yelp no solo dieron reseñas falsas de una estrella, sino que también describieron a los hoteles y servicios como “agujeros de mierda”. Ante esta situación, el lujoso Hotel Internacional Trump de la ciudad de Washington cayó a una calificación de dos estrellas en Yelp, pese a que habitualmente supera las cuatro estrellas.

Matthew O. de la ciudad de Columbus, Ohio, calificó al hotel como un “completo agujero de mierda”, en el que “todas las sabanas blancas tenían dos agujeros cortados, las duchas son doradas, los filetes están recocidos y bañados en ketchup”. Además, se burló de Trump – un fan de la comida rápida – asegurando que pidió “una botella de agua y, por el contrario, me forzaron a comer un balde de pollo y 8 Coca Cola Diet”.

Otros, simplemente convocan a “evitar, evitar, evitar” el hotel.

Pero el hotel de Washington no es el único, también ese tipo de reseñas se multiplicaron en los hoteles Trump de Nueva York, Las Vegas y Chicago. Pero desde Yelp ya aseguran que monitorean la situación y probablemente erradicarán las reseñas falsas.

Los actos de condena en línea se suman a una performance del artista multimedia Robin Bell, quien proyecto la palabra “agujero de mierda” en la entrada del hotel Trump de Washington, adornando todo con emojis de excremento.

Donald Trump ha desmentido haber utilizado la palabra pese a las declaraciones de parlamentarios que estuvieron en la cita y se definió como una persona no racista.

Seguir leyendo